invertir de forma segura

10 reglas para invertir de forma segura

¿Te sientes atraído por el mundo de la bolsa pero tienes miedo a perder dinero con tus inversiones? A pesar de que no existe ninguna inversión que sea cien por cien segura (y si te la ofrecen deberías desconfiar), si aplicas una serie de pautas, puedes minimizar los riesgos. Estas son las 10 reglas que deberías poner en práctica para invertir de forma segura.

Invertir de forma segura es fácil si sabes cómo

invertir de forma segura

 

1º. Jamás inviertas en algo que no entiendas. Preocúpate por adquirir un poco de cultura financiera y aprende qué son y cómo funcionan los productos financieros más básicos antes de invertir en ellos (acciones, fondos de inversión, planes de pensiones, bonos, etc.). Esto es clave si quieres invertir de forma segura.

2º. Invierte solo el dinero que no vayas a necesitar en al menos 5 años. Los mercados suben y bajan, y debes evitar la necesidad de rescatar tu dinero con pérdidas en un periodo bajista. Para lograrlo, crea un fondo de emergencias e invierte solo el dinero que estás seguro que no necesitarás a corto/medio plazo.

3º. Ignora el ruido de la bolsa. Olvídate de gurús sabelotodo, de supuestos chivatazos, de consejos leídos en algún blog de poca monta o en redes sociales, de rumores… Tus decisiones deben basarse en hechos objetivos y demostrables. Recuerda en todo momento que lo que está en juego es tu dinero.

4º. No inviertas bajo presión. Si algún banco, gestora o intermediario financiero de cualquier tipo te ofrece una gran oportunidad de inversión que debes contratar hoy si no quieres perder una gran oportunidad, huye como si se tratase de la peste. Este punto es muy imporatante si quieres invertir de forma segura.

5º. Contrasta con la CNMV. Mucho cuidado con invertir a través de una web que “parece seria” o de algún asesor financiero que te presenta algún amigo. Revisa sus credenciales contrastando la información con la CNMV. Solo las personas y entidades registradas en este organismo están autorizadas a comprar y vender acciones o fondos.

6º. Lee detalladamente el folleto informativo del producto en el que vas a invertir. La única forma de conocer al detalle las características del producto financiero en cuestión es consultando la información oficial que se registra en la CNMV y que debe venir recogida en el folleto informativo.

7º. Rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras. Nunca olvides que la bolsa es impredecible y que nadie, absolutamente nadie, puede saber qué pasará en el futuro. Que un fondo de inversión haya obtenido un 9% de rentabilidad en los últimos 10 años no garantiza que ese comportamiento vaya a repetirse el año próximo.

8º. Recuerda que a mayor riesgo, mayores expectativas de rentabilidad. No puedes obtener un 12% de rentabilidad anual invirtiendo en bonos, ni tampoco puedes invertir en acciones confiando en que no habrá volatilidad y que tu dinero estará seguro. Asegúrate de conocer bien los riesgos de tus inversiones antes de poner tu primer euro en la bolsa.

9º. Invierte, no especules. Si llegas a la bolsa atraído por rentabilidades del 25%, entonces no eres un inversor, sino un especulador.

10º. No pierdas de vista los gastos totales de la inversión. Si obtienes una rentabilidad del 5% y los gastos totales de ese producto financiero son del 3,5%, tu rentabilidad neta sería de un irrisorio 1,5%. Recuerda que lo único seguro en una inversión son sus comisiones. Cuánto más bajas sean, mayores serán tus beneficios.

Si sigues estos 10 consejos tan básicos, harás buenas inversiones. Si te el artículo te ha parecido útil, no dudes en difundirlo entre tus amigos y conocidos. Haz que todos conozcan las reglas para invertir de forma segura.

 

Si necesitas una ayudita extra, en Zaplo podemos ofrecerte un préstamo rápido de hasta 2.500 euros (800 si es la primera vez que lo solicitas) a devolver de forma flexible y en cómodos plazos. Es muy sencillo y solo te tomará diez minutos. ¡Apenas hay papeleo!

boton zaplo blog