invertir en bolsa

Nueve errores muy comunes al invertir en bolsa

Todos los inversores cometen errores, tanto los inexpertos que acuden a la bolsa por primera vez como los más experimentados en la materia. La bolsa es impredecible y, mal gestionada, puede poner en apuros nuestra solvencia financiera. Para evitar que esto ocurra, es importante evitar una serie de errores muy comunes a todos los inversores al invertir en bolsa. Los repasamos.

Quizá te interese leer | Cómo reformar una casa para conseguir su revalorización

Invertir en bolsa: lo que nunca debes hacer

  1. Dejarte llevar por el entusiasmo. El principal enemigo al invertir en bolsa son las emociones, que además son las principales causantes de las burbujas económicas. Cuando el precio de las acciones sube y se gana dinero, es difícil mantener la mente fría y saber cuál es el momento de dar la orden de venta. En bolsa hay un lema: que el último euro lo gane otro.
  1. Hacer lo contrario a lo que hace todo el mundo. Hay gente que piensa que para ganar en bolsa hay que nadar a contracorriente. De esta forma, cuando el precio de una acción de un giro inesperado, el inversor ganará muchísimo dinero. Esto es muy peligroso y si lo hacemos debemos extremar la preocupación, ya que la probabilidad de fracasar y perder dinero es muy grande.
  1. Invertir en un mercado alcista. El precio de unas acciones parte de 20 euros y, después de seguirla durante todo un año, te decides a invertir cuando su precio es 55. Te acabas de sumar a un mercado alcista, y ese es uno de los principales errores del inversor novato. Quizás los precios sigan subiendo o quizás hayas llegado al mercado cuando este está en su cresta. Si ocurre esto último, perderás dinero.
  1. No vender cuando pierdes dinero. Los “stop loss” tienen como objetivo que el inversor no pierda su inversión. Si tu “stop loss” es un 10%, cuando el precio de las acciones caiga en ese porcentaje deberías vender y asumir la pérdida. Mucha gente se agarra a la ilusión de recuperar la pérdida y se niega a vender cuando está en negativo. Es un error enorme, pues quizás cuando se decida a hacerlo esta ya no sea del 10%, sino del 60%.
  1. Pretender ganar mucho dinero en poco tiempo. En bolsa no existen los milagros. Aunque de vez en cuando surge una compañía cuyo valor sube como la espuma y sus inversores dan “el pelotazo”, esto no suele ser lo habitual. La rentabilidad media del Ibex 35 está entre el 8 y el 9%. Ganar por encima de este porcentaje no es fácil, y menos en poco tiempo. Cuando se invierte en bolsa hay que hacerlo pensando siempre en el largo plazo.
  1. Dejarte llevar por los rumores. La rumorología existe en tu bloque de vecinos, en tu oficina y también en bolsa. Sin embargo, la mayor parte de los rumores son falsos. La información privilegiada existe, pero difícilmente llegará a tus oídos. Si llegase, no sería tan privilegiada. Olvídate, por tanto, de lo que leas en foros o de lo que te comente tu amigo el inversor experto. Los rumores solo son ruido. Ignóralos.
  1. Estar todo el día consultando el estado de tu inversión. Hay gente que nada más despertarse consulta el estado de su inversión y repite este gesto varias veces al día de forma casi obsesiva. Si bien es importante no perder de vista nuestro dinero, no es aconsejable estar todo el día pendiente de su evolución. No somos traders intradía, sino inversores a medio y largo plazo. Una consulta diaria es más que suficiente para conocer la salud de nuestra inversión.
  1. Invertir todos nuestros ahorros. Quedarnos sin efectivo por invertirlo todo en bolsa es otro error de novato bastante común. Siempre hay que disponer de un fondo de emergencia por si se nos presenta un gasto inesperado, como una reparación del automóvil o un problema con la fontanería de casa. Lo recomendable es que con ese fondo de emergencia podamos cubrir seis meses de nuestros gastos. A partir de ahí, todo lo que tengamos ahorrado podemos invertirlo sin miedo a perder la liquidez.
  1. No ser humildes. La falta de humildad arruina a los inversores. Por muy bien que nos vaya en bolsa durante un tiempo, la posibilidad de que perdamos dinero siempre estará presente. Por esta razón, hay que dejarse asesorar por expertos, no descuidar la formación en finanzas y, lo más importante de todo, saber reconocer los errores que cometemos.

Quizá te interese leer | Ocho consejos de inversión para inversores novatos

¿Has cometido alguno de estos errores al invertir en bolsa?

boton zaplo blog