consultoría online

Cómo poner en marcha una consultoría online

La consultoría es un sector en expansión que puede ofrecer muy buenas oportunidades laborales en el futuro. A pesar de que el 80% del mercado está ocupado por grandes firmas, en los próximos años se prevé un crecimiento en la demanda de consultores por internet. ¿Quieres montar una consultoría online?

Poner en marcha una consultoría online puede parecer, por tanto, una buena idea, pero no es una tarea sencilla. Si no quieres fracasar en el intento, te recomendamos que tengas en cuenta los siguientes consejos.

Consejos para crear una consultoría online

1º. Experiencia y habilidades previas

A la hora de iniciar un negocio de este tipo es importante contar con experiencia previa. Dependiendo de lo amplia que sea esta, el precio de tus servicios de consultoría online podrá ser mayor o menor.

Pero la experiencia previa no es el único factor a tener en cuenta. De hecho, es importante trabajar y mejorar las siguientes habilidades:

  • Capacidad de comunicación y de transmitir ideas.
  • Tener confianza e inspirar para vencer las objeciones iniciales.
  • Escuchar a tu cliente, entender sus problemas y tener paciencia.
  • Desarrollar un pensamiento analítico que permita conectar con los problemas de tus clientes.

2º. Especialízate para destacar entre la multitud

Un buen consultor está especializado en un servicio concreto para un tipo de cliente específico. Por tanto, define bien quién quieres que sea tu público objetivo para ofrecerle un servicio de calidad.

Debes conocer el mercado para evitar los sectores poco especializados y saturados. Ser capaz de identificar aquellos en los que hay demanda y poca competencia te permitirá posicionarte más rápido.

3º. Pon en marcha tu web o blog

Para poder ofrecer tus servicios como consultor online necesitarás una identidad digital. Tus futuros clientes te buscarán en la red y es importante que dispongas de una página web y/o blog donde puedan localizarte. Esto te permitirá que tus clientes puedan buscarte por tu nombre en Google y lleguen a tu página web.

Es importante que la web y blog de tu consultoría online muestren una imagen profesional. Lograrás esto utilizando fotografías de calidad y un diseño que resulte cómodo a la vista del lector.

4º. Genera contenidos de calidad

Un consultor vende conocimiento, así que tendrás que trabajar el contenido de tu blog para aportar valor a tus potenciales clientes. Así lograrás aumentar tu base de datos y mejorarás la calidad de tu servicio.

Publicando contenido de manera regular fidelizarás a tus seguidores. Aprovecha también para captar suscriptores. Tener una lista de correos electrónicos de posibles clientes será la base de tu proyecto y te permitirá ofrecerles tus servicios de consultoría online.

5º. Trabaja tu plan de marketing

Desarrollar un plan de marketing te permitirá captar clientes, lo cual es un proceso complicado, pero no imposible.

Al principio, puede que no dispongas de demasiados recursos. Una solución para estos casos es tener presencia en foros y seminarios de tu sector para darte a conocer.

Podrás hacer nuevos contactos haciendo networking. Las redes sociales también te permitirán aumentar tu exposición, pero no olvides que lo importante no es la cantidad de redes que utilices, sino la eficiencia con la que las manejes.

Un canal de youtube, Instagram, Linkedin y otras plataformas sociales ampliarán tu visibilidad.

6º. No ofrezcas tus servicios demasiado baratos.

Al principio es posible que tengas que prestar tus servicios a un precio bajo para conseguir tus primeros clientes. Pero mantener ese perfil mucho tiempo dañará tu imagen, ya que corres el riesgo de que te relacionen con un servicio de baja calidad.

Es necesario ajustar los precios al mercado, pero no olvides tener en cuenta lo que realmente ofreces. Evita competir por precios y busca cómo mejorar tus servicios por encima de tu competencia.

 

Si necesitas una ayudita extra, en Zaplo podemos ofrecerte un préstamo rápido de hasta 2.500 euros (800 si es la primera vez que lo solicitas) a devolver de forma flexible y en cómodos plazos. Es muy sencillo y solo te tomará diez minutos. ¡Apenas hay papeleo!

boton zaplo blog