vuelta al trabajo

Consejos para superar la vuelta al trabajo tras las vacaciones

La vuelta al trabajo tras unas semanas de vacaciones puede llegar a ser bastante tediosa. A las personas nos cuesta asimilar los cambios. Pasar de un ambiente de tranquilidad, sin despertador y sin obligaciones laborales, a otro más estresante, con un horario rígido y con la obligación de rendir cuentas a nuestros superiores, no es agradable. Pero, ¿cómo puedes superar con éxito la vuelta al trabajo?

¿Necesitas algunos consejos para superar la vuelta al trabajo?

1º. Mentalízate del regreso.

Que el regreso al trabajo no te pille por sorpresa. Mucha gente bloquea el pensamiento de volver a trabajar mientras están de vacaciones. En otras palabras, se niegan a plantear la vuelta a la rutina. Es mejor estar mentalizado y para conseguirlo hay que afrontar el hecho de que sí o sí habrá que volver al trabajo tras las vacaciones.

2º. Empieza con calma.

Intenta retomar la actividad sin estresarte más de lo necesario. Ve poco a poco con las tareas y no te dejes agobiar por el montón de trabajo que seguro tienes pendiente. La toma de contacto con tus obligaciones profesionales debe ser gradual. Respira con calma y tómate pequeños descansos durante la jornada.

3º. Organízate.

Además de tomarlo con calma, vas a necesitar organizarte ante la acumulación de tareas a las que tendrás que hacer frente. Puedes priorizar creando cuatro grupos de tareas: las urgentes e importantes, las urgentes y no importantes, las no urgentes pero importantes y las que no son ni urgentes ni importantes.

4º. Marca objetivos a corto plazo.

Conseguirás un plus de motivación si te marcas unos objetivos a corto plazo y vas superándolos en tus primeros días. No te olvides de que acabas de regresar de las vacaciones y de que tu cerebro aún necesitará varios días para funcionar a pleno rendimiento. Tus expectativas deben ser realistas.

5º. Bájate de la nube.

Muchas personas permanecen en la nube vacacional del ocio y del disfrute durante semanas. Hay que bajar al mundo real, dejar de lado la euforia de las últimas semanas y poner los pies en la tierra, donde esperan las obligaciones habituales.

6º. Practica deporte.

Suena a tópico, pero es la verdad. Los beneficios del deporte sobre la salud mental son enormes. Practicando un poco de deporte cada día estarás más relajado, más animado y te sentirás con más fuerzas para enfrentarte a tus obligaciones profesionales.

7º. Come sano.

Seguramente tu alimentación durante las vacaciones no ha sido la mejor del mundo, por lo que este es un buen momento para empezar a comer más sano y de forma más equilibrada. Por ejemplo, empieza por dejar de lado los productos procesados e intentar comer alimentos más naturales.

8º. Disfruta de tu tiempo de ocio.

El día tiene 24 horas y no es solo para trabajar. Hay que aprovechar el tiempo lo mejor posible, salir a comer con los amigos, disfrutar de los hijos, pasear por el campo, ir a la playa, dar un paseo en bicicleta… Cada minuto que pierdas es un minuto que no recuperarás jamás. Disfruta de tu tiempo y se feliz.

Si sigues estos consejos el síndrome postvacacional no será un problema y tu regreso a la rutina diaria será más plácida y llevadera.

boton zaplo blog