Infografía_Casas prefabricadas de hormigón

Casas prefabricadas de hormigón: TODO lo que necesitas saber

Frente a las casas tradicionales construidas con cemento y ladrillo, las casas prefabricadas de hormigón siguen abriéndose hueco en el cada vez más exigente mercado inmobiliario español.

Una de las grandes dudas que se plantea cualquiera que quiera comprar una vivienda de este tipo es el material con el que está construida. Las más demandadas son las de madera y las de hormigón. En función de los deseos del propietario, de su presupuesto, de la ubicación, etc podrá interesarle más un tipo u otro.

Por su buena resistencia al paso del tiempo, en este artículo analizaremos las casas prefabricadas de hormigón.

Preguntas clave sobre las casas prefabricadas de hormigón

Siguiendo el esquema pregunta-respuesta vamos a responder a las preguntas claves que debes hacerte sobre este tipo de vivienda:

¿Cuánto cuesta una casa prefabricada de hormigón?

La principal razón para comprar una casa de este tipo es su buena combinación calidad/precio. Estas viviendas ofrecen las mismas posibilidades que las tradicionales. Sin embargo, sus precios son mucho más asequibles.

Lógicamente, el precio final dependerá del tipo de casa. No existe un importe exacto para este tipo de viviendas. En función de su tamaño (son modulares), de la cantidad de extras que quieras incluir, del diseño, etc el precio será mayor o menor.

¿Cómo se construyen?

En una fábrica se construyen los diferentes módulos y, una vez fabricados, se trasladan a la parcela o solar dónde se vaya a levantar la casa. Es allí dónde estos módulos se irán uniendo unos a otros hasta formar la estructura final de la vivienda.

¿Pueden construirse por fases?

Por supuesto. Es la gran ventaja de las casas modulares. Puedes comprar los módulos básicos, por ejemplo, los equivalentes a una vivienda con dos dormitorios, salón, baño y cocina, y más adelante añadir una tercera habitación, otro salón o incluso una zona de piscina.

¿Cuánto tardan en montarse?

Las estructuras tardan alrededor de 10 días y, una vez en destino, el montaje puede durar seis meses. Por tanto, puedes disfrutar de una casa prefabricada de hormigón en la mitad del tiempo que tardarían en construir una vivienda tradicional.

¿Tienen mantenimiento?

El mismo que una casa normal. Recuerda que se construyen con hormigón, uno de los materiales más resistentes que existen, por lo que no necesitará cuidados extraordinarios ni tratamientos especiales para conservarse en buen estado.

¿Pueden personalizarse las casas prefabricadas de hormigón?

Normalmente sí, tanto el interior como el exterior. Al tratarse de piezas hechas a medida, la edificación puede adaptarse a los gustos de cada cliente. No obstante, lo normal es partir de unos diseños básicos y añadirle o quitarle módulos.

¿Pueden financiarse?

Claro que sí. La mayoría de los bancos conceden préstamos hipotecarios auto promotor para financiar este tipo de viviendas. Estos tienen las mismas características que si se tratase de una casa de ladrillo y cemento construida por ti mismo.

¿Alguna licencia o trámite especial?

Para su construcción, estas casas se encuentran bajo la misma regulación que cualquier vivienda tradicional. También una vez construidas deben seguir los mismos trámites que cualquier otra casa.

¿Se pueden asegurar?

Por supuesto. Puedes asegurar tu vivienda con cualquier compañía de seguros, tanto el continente como el contenido.

Esperamos haber resuelto todos tus interrogantes sobre casas prefabricadas de hormigón. Si no es así, formula tus dudas en los comentarios y te responderemos enseguida.

 

Si necesitas una ayudita extra, en Zaplo podemos ofrecerte un crédito rápido de hasta 2.500 euros (800 si es la primera vez que lo solicitas) a devolver de forma flexible y en cómodos plazos. Es muy sencillo y solo te tomará diez minutos. ¡Apenas hay papeleo!

boton zaplo blog